Síguenos en:

Intervención en crisis, 1º parte

Autor: Blanca Teresa Vilchis Romero | Categoría: Artículos

Intervención en crisis

La intervención en crisis es un proceso de ayuda, muy importante tener en mente esto, es ayudar a una persona que atraviesa por una crisis; está consiste en actuar cuando se vea que alguien lo necesite y auxiliar a las personas en momentos donde requieran de apoyo, reduciendo así el índice de mortalidad y conectando a las personas en crisis con otros recursos de ayuda; como lo puede ser un psicólogo, un médico o una asociación, véase la necesidad de la persona que cursa la crisis.

Quiero reiterar que no solo los profesionales en psicología pueden ayudar a la persona en crisis, sino que en cualquier situación donde surgiera un evento catastrófico donde hubiera personas que se encuentran a travesando un suceso traumático, otro tipo de profesional bien ya sea un bombero, policía, paramédico u/o doctor pueden intervenir con el debido conocimiento y si usted mi lector se pregunta si puede apoyar de alguna manera a aquellas personas que se ven de frente a un evento traumático, le digo que sí, como bien ya mencione con el debido conocimiento que le ofreceré a continuación.

Comenzaremos por el conocimiento básico.

¿Qué es una crisis?

Es un estado temporal de trastorno y desorganización, caracterizado por la incapacidad del individuo para abordar situaciones particulares, sin poder utilizar los métodos que acostumbra la persona para la solución de problemas.

El termino chino WEIYI se compone de dos caracteres que significan “PELIGRO” y “OPORTUNIDAD”, ocurriendo al mismo tiempo.

La palabra inglesa se basa en el griego KRINEIN que significa decidir, lo que se entiende como que una crisis es un punto decisivo durante el cual habrá un cambio para mejorar.

Las crisis pueden ser circunstanciales o de desarrollo.

  • Las crisis circunstanciales son inesperadas, accidentales (incendios, violaciones, desempleo, divorcio, etc.) y dependen sobre todo de factores ambientales.
  • Las crisis del desarrollo son más predecibles y sobrevienen cuando una persona va cumpliendo etapas en su vida desde la niñez a la senectud

Las crisis suceden en una serie de etapas, son las llamadas etapas de crisis.

1º Etapa: Desorden. Es la primera reacción ante un hecho amenazante y se manifiesta en llanto, angustia, gritos. Se eleva la tensión al comienzo por el impacto del suceso externo, en esta etapa la tensión aumenta más porque no se puede enfrentar la nueva situación con la norma habitual de conducta.

Al incrementarse la tensión, se movilizan otros recursos que pueden desembocar en varios resultados: reducción de la amenaza externa, éxito en el enfrentamiento con la situación, redefinición del problema, etc.

Y si nada de lo anterior ocurre, la tensión aumenta hasta provocar una grave desorganización emocional.

2º Etapa: Negación. Conduce el amortiguamiento del impacto. Puede acompañarse por un entorpecimiento emocional, no pensar en lo sucedido o la planeación de actividades como si nada hubiera pasado.

Las reacciones frente a una crisis pueden ser al comienzo dos: llanto o negación de la crisis y finalmente a la intrusión.

3ª Etapa: Intrusión. Puede presentarse como intentos de explicación, recuerdos o pesadillas involuntarias. Comúnmente las personas la describen con frases como: “aunque no quiera, todo me viene a la mente una y otra vez”. Algunas personas pasan directamente de la etapa de impacto a la intrusión. La intrusión significa sentirse invadido por sentimientos de dolor, imágenes del impacto, pesadillas, etc.

La intrusión lleva a la penetración, proceso donde se expresan, identifican y divulgan pensamientos, sentimientos e imágenes de la experiencia de crisis. Implica definir problemas, tomas decisiones o aprender soluciones nuevas, movilizar recursos personales o externos, reducir efectos desagradables, etc.

4ª Etapa: Translaboración. Es el proceso en que se expresan, identifican, divulgan pensamientos, sentimientos e imágenes de la experiencia de crisis. Algunos individuos progresan.

5ª Etapa: Consumación. Es la que permite la integración de la experiencia dentro de la vida personal. El individuo encuentra una explicación a lo que vive, e identifica y expresan sus pensamientos y sentimientos. Admite que está pasando por un periodo de desorganización, pero reconoce los mecanismos y estrategias para salir adelante. (Restauración del equilibrio).

¿Qué son los sucesos precipitantes?

Son sucesos aislados específicos de la vida que tiene el potencial para precipitar una crisis:

Estamos hablando del embarazo, nacimiento de un niño, transición de la casa a la escuela y de la casa a la universidad, compromiso, matrimonio, enfermedad, duelo, migración- reubicación, jubilación, desastres naturales, cambios sociales y tecnológicos.

Ahora conozcamos un poco de historia

La intervención en crisis empezó a estudiarse sistemáticamente a partir de un gran incendio acontecido en 1942 donde murieron casi 500 personas, en EEUU. Fue entonces donde la intervención en crisis se consideró imprescindible, en cualquier sistema comunitario completo de salud mental.

La teoría de la crisis recibió cuatro influencias teóricas:

  1. La teoría de Darwin de la lucha por la supervivencia, para la cual el ser vivo tiene mecanismos adaptativos para sobrevivir.
  2. Las teorías de autores como Rogers y Maslow sobre la autorrealización y crecimiento del hombre.
  3. La teoría de Erickson de las etapas de la vida, donde en cada una hay una crisis para resolver.
  4. Datos empíricos de observaciones en personas que atravesaron crisis importantes: enfermedad, desastres, muerte, etc.

La intervención en crisis cuenta con dos fases:

  1. Intervención de primer orden o primera ayuda psicológica. Dura de minutos a horas y puede proporcionarla un gran número de asistentes comunitarios, que son personas que se encuentran en el lugar y hora donde ocurrieron los sucesos traumáticos y se encuentran en la disponibilidad de auxiliar a quienes se han visto afectados.
  2. Intervención de segundo orden, que es el principio primordial de la terapia en crisis. Puede durar semanas o meses, y es proporcionada por terapeutas y consejeros con conocimiento de técnicas de evaluación y tratamiento.

La intervención en crisis de igual manera puede entenderse como una estrategia de prevención primaria, secundaria y terciaria.

  1. Prevención primaria. Intervenciones antes de que las crisis ocurran, y las estrategias son por ejemplo la educación pública, la instrucción para desenvolverse lo mejor posible en situaciones críticas, etc.
  2. Prevención secundaria. La intervención ocurre inmediatamente después de la crisis, y sus dos estrategias básicas son la primera ayuda psicológica, y luego la terapia en crisis.
  3. Prevención terciaria. Dura años después del suceso crítico. Psicoterapia a largo plazo, reentrenamiento, medicación, rehabilitación, etc.

En el libro Intervención en crisis de Karl A. Slaikeu, las crisis son estudiadas a partir de la teoría general de los sistemas.

La teoría de la crisis se resume de la siguiente manera:

Antes de un suceso crítico, el individuo se encuentra estable, funcionando adecuadamente como un miembro de un grupo familiar o social que está inmerso en un ambiente comunitario. El suceso precipitante choca con la persona, familia, comunidad o sistema cultural interactuando con la personalidad del individuo.

La reacción del sujeto en cambio afecta a los otros suprasistemas (familia, comunidad, etc). En el sentido más inmediato, el cónyuge, hijos, y amigos cercanos se involucran íntimamente en la crisis. Sin embargo, vecinos, compañeros de trabajo y la comunidad completa se afectan.

A los pocos días siguientes al trastorno de crisis, las oportunidades para la primera ayuda psicológica (intervención en crisis de primer orden) de la familia y la comunidad existen. En las semanas subsiguientes, las etapas se dirigirán a restablecer el enfrentamiento y por último resolver la crisis. Sea a través de una terapia en crisis formal (proporcionada por un trabajador entrenado mediante diversos sistemas comunitarios), o a través de recursos de ayuda naturales (familias, vecinos, medio), finalmente ocurrirá el equilibrio ya sea para la salud o la enfermedad. La resolución de todas las crisis individuales tendrá un efecto considerable sobre la salud total de vecinos, comunidad y sociedad en general. (Extracto vivelibre.org)

“No es la especie más fuerte la que sobrevive, ni la más inteligente, sino la que responde mejor al cambio”.

Charles Darwin

Autor: Blanca Teresa Vilchis Romero

Psicóloga por profesión y vocación, fundadora de Psicología Puebla, termine mis estudios en la Escuela Libre de Psicología en el año 2014, siendo está donde encontré a grandes profesionales de la Psicología los cuales me inspiraron cada día a desarrollarme en está intrigante carrera, sintiendo una gran motivación por el estudio en el área clínica, dispongo mi conocimiento y pasión en crear Psicología Puebla con la intención de poder llevar al sector profesional y estudiantil temas de interés mediante escritos, artículos, videos y otros medios informativos.

Página web